martes, 8 de octubre de 2013

Las fotos mas importantes, las que borras


Si, lo creas o no estas fotos son aún más importantes que las que finalmente ven la luz.
Las fotografías que decides que no deben pertenecer a tu “obra” son en realidad más útiles que las que si lo hacen.


Estas son el producto de aplicar la regla del 99 al 1 que básicamente es dedicar el 99% de tu tiempo y esfuerzo (las magnitudes son extremas para hacer más gráfico un concepto tan abstracto).
Una foto que no ve la luz puede deber esta condena a varias razones:

-Ops! La foto la disparé sin quitar la tapa del objetivo J, vamos que sea una foto que no queríamos disparar.
-Ser una toma que no cumple con los mínimos técnicos que el sentido común nos marca.
-Ser una toma que compositivamente no es redonda.

Creo que el primer grupo no es necesario comentarlo, simplemente esa foto no debería haber nacido.
La relación entre el segundo y el tercero y su proporción está ligada a tu nivel fotográfico.  A medida que desarrollas un criterio fotográfico sólido vas disparando menos fotos, por qué cuidas mucho mas la composición. En este punto, los errores técnicos se minimizan por qué ya no sales a “darle a todo lo que se mueve”. En un primer momento tu exagerada productividad hace que muchas fotos adolezcan de taras técnicas… fotos trepidadas, desenfocadas… son habituales. En ese momento “haces fotos” pero no eres fotógrafo.

Sin restar importancia a las descartadas en un primer momento por errores técnicos, cuando empiezas a entender la fotografía de manera más artística, la composición empieza a ser tu prioridad y es aquí donde tus descartes son tus lecciones más valiosas. Las fotos que descartes en esta fase te ayudarán a desarrollar tu ojo fotográfico, ya que tendrás que preguntarte ¿Por qué funciona esta foto? Y analizar la composición.
Eres libre de descartarlas simplemente por que algo no cuadre, pero mi consejo es que analices las fotos y sepas el por qué. Si me permites el consejo, no borres todas las fotos de manera inmediata, deja algunas para revisarlas al cabo del tiempo, de esta manera verás como la respuesta al ¿Por qué NO funciona esta foto?, será mucho mas clara y obvia que cuando hace meses disparaste esa foto. Esa rapidez en el momento de analizar una foto es la señal de que vas por el buen camino.


Así que en el fondo deberíamos dar las gracias por nuestras grandes fotos, pero aún mas rendir homenaje a todas esas tomas que “caen en acto de servicio”.

4 comentarios:

  1. Quizá fue una de las cosas que mejor aprendí en la sesión del viernes. Estaba ya en los inicios de la fase de echar menos fotos y borrar muchas. Ver contigo mi flickr fue bochornoso y muy productivo. Agradecida. Tengo pendiente una gran limpieza

    ResponderEliminar
  2. En mi caso por lo general suelo no borrar fotos hasta pasado un buen tiempo.. hago mi seleccion obviamente pero sigo aprendiendo y analizando esas que no quedaon en el corte final por un tiempo hasta que he podido sacarles todo el aprendizaje posible...

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...